Blanquear plástico de teclado: consejos y recomendaciones

El uso constante de un teclado de plástico puede hacer que con el tiempo las teclas adquieran un tono amarillento poco estético. Afortunadamente, existen métodos sencillos y seguros para blanquear el plástico y devolverle su aspecto original. En este artículo, te brindaremos consejos y recomendaciones para que puedas blanquear el plástico de tu teclado de manera efectiva y sin dañarlo.

Hablaremos de lo siguiente:

¿Por qué el plástico de los teclados se vuelve amarillo?

Antes de entrar en los detalles de cómo blanquear el plástico de un teclado, es importante entender por qué ocurre este cambio de color. El plástico utilizado en los teclados, especialmente en aquellos de mayor antigüedad, está compuesto por diferentes materiales que con el tiempo pueden sufrir degradación debido a la exposición a factores como la luz solar, el polvo, la grasa y otros contaminantes ambientales.

Además, el uso continuo del teclado puede hacer que las teclas acumulen suciedad y residuos, lo que también contribuye al cambio de color. Por lo tanto, es fundamental mantener una adecuada limpieza y cuidado del teclado para evitar que se vuelva amarillo.

Consejos para blanquear el plástico del teclado

A continuación, te presentamos algunos consejos y recomendaciones para blanquear el plástico de tu teclado de manera segura y efectiva:

Evita el uso de productos químicos agresivos

Es importante no utilizar productos químicos agresivos, como limpiadores domésticos o alcohol, ya que pueden dañar el plástico y causar grietas en las teclas. En su lugar, te recomendamos preparar una mezcla suave de agua y jabón blanco o detergente neutro. Moja un paño de tela de algodón en esta solución y asegúrate de escurrirlo bien antes de limpiar el teclado.

Con movimientos suaves y circulares, limpia todas las teclas prestando especial atención a los espacios más pequeños entre las teclas negras y blancas. Evita que el paño esté demasiado húmedo para evitar que el agua se filtre entre las teclas y cause daños.

Utiliza productos específicos para blanquear plásticos

Si el método anterior no es suficiente para blanquear el plástico de tu teclado, existen productos diseñados específicamente para este propósito. Estos productos suelen venir en forma de cremas o líquidos y contienen agentes blanqueadores que ayudarán a restaurar el color original del plástico.

Sigue las instrucciones del fabricante para su correcta aplicación y asegúrate de utilizar guantes y protección ocular para evitar cualquier contacto con la piel o los ojos. Recuerda realizar una prueba en una pequeña área del teclado antes de aplicar el producto en todas las teclas para asegurarte de que no cause daños.

Mantén una rutina regular de limpieza

Para evitar que el plástico de tu teclado se vuelva amarillo nuevamente, es importante mantener una rutina regular de limpieza. Retira el polvo y los residuos de las teclas con un paño suave y seco, evitando el uso de productos químicos agresivos.

Si derramas líquido sobre el teclado, actúa rápidamente y seca el área afectada con un paño absorbente. En caso de que el líquido haya penetrado entre las teclas, es recomendable contactar a un técnico especializado para evaluar cualquier posible daño.

Consultas habituales sobre el blanqueamiento de plástico de teclado

  • ¿Es seguro utilizar productos blanqueadores en el plástico del teclado?

    Los productos blanqueadores específicos para plásticos suelen ser seguros de usar si se siguen las instrucciones del fabricante. Sin embargo, es importante realizar una prueba en una pequeña área antes de aplicarlo en todo el teclado para asegurarse de que no cause daños.

  • ¿Puedo utilizar productos caseros para blanquear el plástico del teclado?

    Si bien existen algunos productos caseros que se utilizan para blanquear plásticos, como el bicarbonato de sodio o el vinagre, no se recomienda su uso en teclados debido a que pueden ser abrasivos y dañar el plástico.

  • ¿Debo desmontar el teclado para blanquear el plástico?

    No es necesario desmontar el teclado para blanquear el plástico. De hecho, desmontar el teclado puede ser complicado y arriesgado, ya que se corre el riesgo de perder la regulación del conjunto del teclado. Es mejor utilizar métodos de limpieza que no requieran desarmar el teclado.

Blanquear el plástico de un teclado puede ser una tarea sencilla si se siguen los consejos y recomendaciones adecuadas. Evita el uso de productos químicos agresivos, utiliza productos específicos para blanquear plásticos si es necesario y mantén una rutina regular de limpieza para evitar que el plástico se vuelva amarillo nuevamente. Recuerda que si tienes dudas o el teclado requiere una restauración más profunda, es recomendable contactar a un especialista en la materia. ¡Disfruta de un teclado limpio y blanco como nuevo!

Si te ha interesado Blanquear plástico de teclado: consejos y recomendaciones, te invitamos a explorar más sobre plásticos, policarbonatos y acrílicos en nuestra categoría Plásticos.

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte contenidos y servicios personalizados a través del análisis de la navegación. Acéptalas o configura sus preferencias. Más información